Justo cuando Long Haochen estaba reflexionando profundamente, un cambio apareció en el campo de batalla abajo.

Completamente suprimidos por las bestias mágicas, la fuerza de los nueve demonios repentinamente se debilitó, y las bestias mágicas atacándolos repentinamente se retiraron.

Había una simple para razón para el repentino decrecimiento en la fuerza de sus ataques. Ah’Bao repentinamente mostró signos de retirarse, colocándose en medio de sus aliados. Su cuerpo fue cubierto por un brillo naranja, y parecía como si el demonio, que había sido herido por el 21er Escuadrón Caza Demonios de grado general, estaba diciéndole algo al mismo tiempo. U expresión era tan indiferente como antes, pero el hechizo naranja visiblemente no fue tan pacifico.

“Se cuidadoso, ellos más probablemente están preparando algo.” Long Haochen le dijo a la cercana Ye Xiaolei en voz baja.

“Si.” Ye Xiaolei le dio una respuesta calmada, pero su expresión inmediatamente se volvió seria. Aunque nada había ocurrido todavía, ella también sintió que algo estaba mal.

Incluso de semejante distancia, Long Haochen pudo ligeramente sentir que la energía alrededor Ah’Bao se sentía justo como la de alguien que estaba a punto de usar un hechizo prohibido. Ese hechizo naranja pareció resistir su activación, como si quisiera revertir la situación del campo de batalla. Pero en ese momento, signos de disputa aparecieron entre los dos demonios.

¡Esto es anormal! Si Ah’Bao es el príncipe de los Dragones Diablo, ¿sus palabras realmente serían refutadas? Al menos…

            “Sean cuidadosos, ellos están probablemente tratando de romper las restricciones del Paraíso Ilusorio.” Long Haochen dijo precipitadamente.

Justo en ese momento, ese mago demonio finalmente fue persuadido por Ah’Bao, regresando su atención de regreso al campo de batalla. Ahora, un resplandor naranja fue liberado desde sus cuerpos.

Ese color naranja no era realmente intenso, pero fue suficientemente fuerte para dar un extraño sentimiento. La respiración de vida pareció congelarse por la aparición de ese color naranja. Más asombroso, este resplandor parecía que su fuerza no excedía las diez mil unidades de energía espiritual.

¿Cómo podría esto ocurrir?

Ambos, Long Haochen y Ye Xiaolei parecieron perdidos. Ellos habían sentido la presión del resplandor naranja antes, ¿pero cómo era que todavía permanecía dentro de este radio de restricción?

Zhang Fangfang repentinamente dijo, “¡Un Demonio Estrella! Esa persona es probablemente un Demonio Estrella. Sean cuidadosos, está usando la Técnica de Gran Profecía.”

Escuchando las palabras Gran Profecía, grandes cambios inmediatamente aparecieron en la cara de Long Haochen. La Técnica de Gran Profecía era un poderoso hechizo mágico para el Clan Estrella, que solo el linaje directo del Dios Demonio Estrella era capaz de usar. Pero sin el apoyo del Pilar Dios Demonio, usar la Técnica de Gran Profecía costaría la vida del usuario.

La Técnica de Gran Profecía realmente no pertenecía a la categoría mágica, pero realmente no podía ser clasificada de otra forma. Podría en su lugar ser llamada una técnica divina. ¿Sería el uso de esta técnica permitirle evitar romper a través de las normas de este lugar?

            Justo en ese momento, Ye Xiaolei repentinamente se estremeció al lado de Long Haochen. Inmediatamente después, el brillo multicolor de ella se volvió más intenso, y un tiránico respiro de vida fue emitido desde ella, esparciéndose en cada dirección. En ese momento, el grupo de ocho de Long Haochen notó con asombro que su propia energía espiritual fue instantáneamente fortalecida.

Esta no fue una simple restauración de energía espiritual, sino su energía espiritual justo acabando de incrementar del mismo como si estuvieran cultivado.

Long Haochen, Cai’er y Zhang Fangfang fueron los mejores, y los tres de ellos sintieron con una buena sorpresa un incrementó en su propia fuerza en un radio de diez mil unidades de energía espiritual por segundo. En unos pocos segundos, su energía espiritual ya se elevó cientos de unidades.

Pero los otros cinco se sintieron totalmente diferentes.

Lin Xin, Wang Yuanyuan, Sima Xian, Han Yu y Chen Ying’er actualmente estaban en el pico del quinto paso, y este repentino incremento causó que ellos sintieran que el cuello de botella que los había limitado estuviera siendo sacudido.

Como personas inteligentes, ¿cómo podrían ellos no agarrar semejante oportunidad? Inmediatamente corriendo su energía espiritual, ellos hicieron todos sus esfuerzos para romper a través del sexto paso.

La respiración de vida liberada desde Ye Xiaolei no era solo poderosa, sino también gentil, y fácilmente fue aceptada por cualquier existencia de un atributo diferente de muerte y oscuridad. Absorbiendo semejante masiva respiración de vida era lo mismo que absorber un elixir, causando un impulso instantáneo de fuerza. Incluso para una potencia como Ah’Bao, resistir esto tomaría algo de tiempo.

Sin duda, Ye Xiaolei comenzó a ir con todo desde que sintió la crisis.

No obstante, en el lado de los demonios ese brillo naranja pareció incrementar en intensidad, y en el cielo, un gran patrón con forma de estrella naranja apareció, llevando intensos y fuertes brillos de estrellas. Cada vez que deslumbraba en el cielo, la cara de Ye Xiaolei se volvería algo más pálida.

“Long Haochen, esta técnica de Gran Profecía está sellándome. El sello durará por una hora. Protégeme, solo por esta hora. Cuando vuelva a despertar, todos ellos morirán.”

La frágil e infantil voz de Ye Xiaolei fue llenada con ira y determinación, pero lentamente se sentó con las piernas cruzadas, colocando sus palmas juntas en su pecho y cerró sus ojos.

En ese momento, la respiración de vida suya incrementó varias veces, volviéndose en la forma de un anillo verde de luz esparciéndose alrededor.

Un tipo de gemido salió de Lin Xin, Wang Yuanyuan, Sima Xian, Chen Ying’er y Han Yu, y par de alas espirituales se extendieron desde los cinco de ellos por primera vez. Este era el momento crucial de su rompimiento, la abertura de sus cavidades espirituales.

El regalo que Ye Xiaolei les ofreció era invaluable, ayudando a los cinco de ellos a romper a través del cuello de botella del sexto paso. Si tuvieran una cultivación normal, incluso varios meses más necesariamente no habrían sido suficientes para que ellos lograran esto.

Sin embargo, en el momento que liberó el anillo verde de luz, el cuerpo de Ye Xiaolei fue rodeado por una luz naranja, sellándola adentro y deteniendo toda el aura surgiendo de ella.

La Técnica de la Gran Profecía era una técnica divina extremadamente poderosa, increíble y de varios usos. Con semejante inmenso costo, ¿cómo podría su poder ser carente?

Simplemente diciéndolo, si fuera una persona ordinaria, y si la profecía escogida fuera la muerte, solo causaría una muerte inmediata.

Pero Ye Xiaolei no era una persona ordinaria. En ese momento, incluso la Técnica de la Gran Profecía usada en ella solo podía sellarla temporalmente y nada más.

Al mismo tiempo que el sello se cerró, una ruidosa explosión repentinamente surgió del demonio que usó la Técnica de la Gran Profecía, haciendo eco en el aire. Mientras una lluvia de sangre salpicó el aire, docena de bestias mágicas corrieron hacia adelante como flechas.

Este era el gran costo que venía con la Técnica de la Gran Profecía. Sin embargo, confiar en ella podría indudablemente cambiar toda la situación en el campo de batalla.

Junto con su muerte, dos suaves estufas espirituales al igual que una Corona de Herencia naranja fueron liberadas. Era claro el símbolo de su estatus como un Demonio Estrella al igual que de su cosecha de este viaje al Paraíso Ilusorio.

La cara de Ah’Bao se volvió grave y severa, pero esto no fue absolutamente debido a que fue conmovido por la muerte de su compañero. Era debido a que hizo un juramente que había conseguir que este compañero usara la Técnica de la Gran Profecía en el momento crucial. Aunque el costo que pagaron fue considerable, si lograban obtener a Ye Xiaolei que estaba de pie en la montaña, habría sido merecido. No solo fue el, sino incluso el Emperador Dios Demonio codiciaba a Ye Xiaolei.

Los demonios no gastarían algún costo para atacar la Ciudad del Paso de la Montaña Sur, también dedicando mucho comerció con la Alianza del Templo. Para que ellos despacharan a diez demonios para entrar al Paraíso Ilusorio, solo había estado una meta, y esa era ye Xiaolei.

El lado de la Alianza del Templo creyó ellos mismo que tenían ventaja en este trato, pero no sabían que Ye Xiaolei era de suma importancia para los demonios, y particularmente para el Emperador Dios Demonio. Sin embargo, este secreto era solo conocido por el Emperador Dios Demonio y Ah’Bao, que compartían una relación de padre e hijo.

Habiendo perdido el liderazgo de Ye Xiaolei, el ataque de las bestias mágicas se volvió frenético. Llenos con ira, iniciaron ataques locos hacia los demonios. Aunque ellos contuvieron un gran nivel de fuerza, después de perder su coordinación, sus esfuerzos se volvieron infructuosos.

Un brillo purpura fue liberado desde los ojos de Ah’Bao, envolviendo a los siete de ellos en su rango, y todos los del grupo fueron inmediatamente rodeados por una niebla purpura oscura.

Sin embargo, no importa si era en términos de ataque o defensa, ellos inmediatamente alcanzaron su condición pico, y comenzaron a hacer una carnicería. Las bestias mágicas que llegaron en contacto con las poderosas extremidades de Ah’Bao se volvieron inmediatamente en pedazos, y desde su pecho emergió una larga espada negra, que no fue agarrada en sus manos, sino que automáticamente lanzó ataques mientras flotaba en el aire. Con cada ataque de eso, una bestia mágica sería asesinada. Este gran poder se volvería la vanguardia de su ataque, hasta alcanzar el lado de la colina. En este punto, todo lo que quedaron fueron extremidades y cadáveres de bestias mágicas.

Long Haochen y su grupo se mantuvo inmóvil en la cima.

Zhang Fangfang miró a Long Haochen con algo de ansiedad, pero no dijo algo.

El actual Long Haochen tenía una cara muy seria, pero todavía se veía inalterable, sin mostrar alguna acción. El campo de batalla de abajo estaba en total desorden, y el grupo de los ocho demonios comenzó atravesarlo, pero Long Haochen no podría actuar todavía.

Cinco de ellos todavía necesitaron algo de tiempo para adaptarse a los cambios después de su rompimiento, habiendo ganado el impulso de las cavidades y alas espirituales. Y además, dado la situación frenética de abajo, incluso si se unieran, ellos no podrían hacer mucho. Debido al sello de Ye Xiaolei, las bestias mágicas estuvieron totalmente fuera de control. Uniéndose a la pelea confusa incluso podría ser considerado como un ataque enemigo para ellos.

La respiración de vida liberada por Ye Xiaolei había causado un buen incremento en su cantidad total de energía espiritual, en adición a ayudar a Lin Xin y a los otros cuatros a romper a través del sexto paso, incluso si no fuera por eso, Long Haochen todavía le daría prioridad a proteger a sus compañeros. Había hecho sus preparaciones bien, y si las cosas no fueran como lo planeado, traería a Ye Xiaolei junto con ellos a la Torre de la Eternidad.

Por supuesto, ese era solo el último recuro. Al menos alcanzando el punto de no retorno, absolutamente no lo haría así, por la simple razón que, aunque la Torre de la Eternidad tenía propiedades santas, todavía estaba llena con energía de muerte. Era imposible predecir qué efectos tendría en ella.