En este momento, el cerebro de Lin Xin casi le da un cortocircuito. Los ardientes labios de Li Xin eran como lava, fundiendo toda su rabia y tristes sentimientos. Actualmente, él solo sentía que su cuerpo entero se suavizaba, claramente volviéndose pálido mientras se pegaba al lado de la pared, justo como si se hubiera vuelto en un tipo de pintura de mural.

Separando sus labios, Li Xin rápidamente retrocedió hasta que su armadura se golpeó contra el otro lado de la pared con un sonido bang.

Su encantadora cara parecía profundamente roja, justo como el color de su Unicornio Rose. Aunque no jadeó, su pecho subía y bajaba, y claramente no estaba tan imperturbable como de costumbre.

“¡Esto debería hacer!” Li Xin fieramente dijo, pero dio la impresión que podría caerse en cualquier momento dado ahora.

“¡No puedes golpearme o maldecirme ahora! Esta joven dama no es tan rica como tu, ni tiene algo precioso que pueda darte para compensarte. Esto solo lo hará, ahora no te debo nada nada más.” Después de que terminó, rápidamente se fue en la dirección de la salida, antes de que repentinamente pensara algo. Después de tomar unos pocos pasos atrás, regresó su mirada a la silueta como un dibujo de Lin Xin, no pudo evitar decir con furia, “Canalla, ¡¿qué pasa con esta apariencia afligida?! ¡Este era el primer beso de esta dama!”

Mientras declaraba eso, cogió una pequeña roca y la lanzó hacia Lin Xin, golpeando su pierna, antes de girarse y correr lejos a una velocidad alta.

Lin Xin parecía rígido y giró su cabeza con un movimiento exagerado, mirando a la figura desapareciendo de Li Xin. Su cara pálida repentinamente se sonrojo, “Yo… ¿Ella acaba de forzosamente besarme?” Tocando sus propios labios, todavía sentía la persistente presencia de este sentimiento ardiente.

Sin consciencia del tiempo que había pasado, camino de regresó a la salida con el apoyo del muro de piedra, sus piernas todavía se sentían inestables y débiles.

Corriendo hacia Chen Ying’er, él le dio una mirada sospechosa, “¿Qué pasa contigo, hermano-tiene-drogas? ¿Has cogido fiebre o qué? ¿Cómo puede tu cara estar tan roja?”

“Estoy bien.” Lin Xin tocó su propia cara ardiendo, buscando un lugar para sentarse con una cara floja. Tan lejos como podía ver, Li Xin no estaba alrededor.

Tres días pasaron antes de que los dos Escuadrones Caza Demonios recuperaron un nivel mínimo de fuerza de pelea, aunque no incluía a Yi Jun y a Dian Yan. El primero había cometido un gran préstamo y necesitaba ser cuidado por algo más de tiempo, mientras que el segundo estaba seriamente herido y aún tenía que recuperarse. Pero incluso así, estaban listos para moverse otra vez, y meramente solo serían capaces de enfrentar al enemigo, pero nada más.

Sobre los pasados dos días, Li Xin y Lin Xin parecían estar evitándose uno con el otro, pero no podían ocasionalmente robar una mirada en la dirección del otro lado. Los otros no eran ciegos, y naturalmente sintieron la extraña atmosfera entre los dos. Era solo que estaban actualmente en un lugar peligroso, y todos estaban enfocando su energía en recuperar fuerza, así que nadie les prestó atención cercana a ellos.

Sus únicos pensamientos era que la relación entre los dos era solo más bien debido al interrogatorio forzado de Li Xin, pero prestando buena atención, uno podría descubrir que la cara de Lin Xin era extrañamente enrojecida siempre que le daba un vistazo a Li Xin.

“¡Vengan aquí todos!” Long Haochen se levantó al lado de Cai’er, levantando su voz y llamándolos juntos.

Todos inmediatamente reaccionaron, y rápidamente se juntaron a su lado.

“Durante los pasados tres días, todos a excepción de Cai’er, Yi Jun y Dian Yan se han recuperado en mayoría. Creó que todos están muy curiosos sobre lo que vi en la Caverna Desolado Silbar, qué era esta caverna al final. Les mostraré todo.”

Estaba un poco avergonzado de eso, pero Long Haochen no podría posiblemente revelar el secreto de la Torre de la Eternidad debido a que no necesariamente sería una cosa buena. Más bien incluso le traería grandes inconvenientes.

Escuchando las palabras de Long Haochen, todos curiosamente lo miraron, pero esperaron respetuosamente.

Como el capitán del 21er Escuadrón Caza Demonios de grado general, que exploró la caverna por él mismo, si Long Haochen quería guardar todo lo que descubrió por él mismo, los miembros del 4to Escuadrón Caza Demonios de grado soldado no estarían calificado para decir algo en contra. Sin Long Haochen, ellos no estarían incluso vivos. Pero Long Haochen puso sus cartas en la mesa y para abiertamente revelar todo, indicando que no tenía el deseo de guardarse todo para él mismo.

La Gema Registradora exhibió una imagen bajo la influencia de la energía espiritual inyectada por Long Haochen, y el mundo existiendo dentro de la Caverna Desolado Silbar apareció en la vista de todos.

No podía ser negado que esta Gema Registradora era verdaderamente un tipo raro de tesoro. No solo registró las imágenes, sino también incluso los sonidos viniendo.

Long Haochen apareció en el medio de la imagen, cuando la situación dentro de la Caverna Desolado Silbar comenzó a ser exhibida.

Debido a que todo el registro fue muy largo, Long Haochen usó su energía espiritual para regularlo, acelerando todo el proceso.

En el comienzo de la exploración de Long Haochen, podía ser visto que su cuerpo estaba rodeado por tales violentas fluctuaciones de energía espiritual, que todos no pudieron sino sentir un escalofrió al verlo. Aunque no lo experimentaron de verdad, podían imaginar lo violenta que era la presión que había sido sometido Long Haochen.

Cuando Long Haochen repentinamente liberó un manto Santo, su figura repentinamente llegó a un alto y el registro se pausó.

Bajo la mirada asombrosa de todos, Haochen declaró en un tono serio, “Los resultados de la exploración no fueron ideales, no sabía si estas imágenes serían suficientes para que nosotros consigamos la aprobación de la misión completa, pero dentro de la Cueva Desolado Silbar, soportar aquellos silbidos me causó ganar entendimiento de una nueva habilidad. Desde que vinimos aquí junto, arriesgando nuestras vidas lado a lado para completar la misión, estoy dispuesto a compartir esta habilidad con todos ustedes. De esto modo, esta diligencia no habrá sido en vano no importa cómo lo decida la Alianza. Mientras que por si serán capaces de entenderla, dependerá de ustedes mismos.”

Las palabras de Long Haochen sacudieron a todos como uno podía imaginar, particularmente a los seis miembros del 4to Escuadrón Caza Demonios de grado soldado, cuyas expresiones cambiaron completamente.

Luc Xi replicó casi sin vacilación, “Capitán Long, no necesitas hacer esto. Las habilidades propias no necesitan ser compartidas con exteriores, ¡puede decirse que es una parte de tu propia habilidad!”

En una situación diferente, quizás Long Haochen no revelaría el secreto de la habilidad que difícilmente ganó su comprensión, pero debido al secreto que guardo en la forma de la Torre de la Eternidad, sentía un poco de vergüenza hacia el 4to Escuadrón Caza Demonios. Su carácter amable lo hizo hacer esto como un intento de compensar su insinceridad.

Long Haochen reveló una sonrisa, “Esta habilidad que comprendí no es algo que cualquiera pueda aprender. Es más bien adaptable a guerreros de corto alcance. No lo decline, Capitán Luc, desde que dije esto, lo haré. A continuación, por favor escuchen con atención todos; les diré sobre todo el proceso de mi entendimiento, y si logran aprenderla o no dependerá de sus propias habilidades. Nombre a esta nueva habilidad ‘Ondas de Luz’.”

Mientras dijo esto, un Manto Santo fue liberado desde el cuerpo de Long Haochen, y le indicó a Li Xin con un gesto, “Hermana, lánzame un ataque contra mi Manto Santo. No lo hagas suavemente, para dejar que todos tengan una buena mirada.”

Li Xin le dio a Long Haochen una mirada impotente; la más grande debilidad de su hermano menor de ella era solo demasiado clara. ¡No se olviden que esta es una preciosa habilidad auto-creada!

Sin embargo, ella todavía actuó de acuerdo a las instrucciones de Long Haochen. En los ojos de ella, su disposición como un líder estaba solo mejorando con el tiempo, así que desde que él escogió hacer esto, debía tener sus propias razones.

Una fiera aura roja fue directamente contra el Manto Santo y Li Xin hizo usó de su energía espiritual para enviar un corte hacia el Manto Santo.

Pero en el instante que este corte llegó en contacto con el Manto Santo, un repentino silbido pudo ser escuchado, y Li Xin inmediatamente abrió sus ojos en grande. Estaba completamente asombrada para ver que su corte fue rechazado sin una oportunidad de penetrar en el Manto Santo de Long Haochen.

Desde que todos miraron cuidadosamente, claramente vieron que en el instante que la energía espiritual de Li Xin hizo su camino en el Manto Santo, todo el Manto Santo emanó un tipo de fieras ondas. Aquellas ondas fueron la causa del repentino incremento del poder defensivo del Manto Santo, así que era capaz de rechazar el corte de Lin Xin con facilidad.

Long Haochen continuó hablando, “Esta habilidad llamada Ondas de Luz es algo que comprendí dentro de la Caverna Desolado Silbar. Deberían saber lo poderoso que son los impactos de los silbidos, ¿cierto? Bien, Ondas de Luz lleva este tipo de amplificación a sus habilidades ofensivas y defensivas. Es capaz de fortalecer enormemente nuestras habilidades ofensivas y defensivas al costo de un consumo incrementado de energía espiritual.”

Continuando, Long Haochen narró sin reservación su proceso entero de entendimiento que lo llevó a la creación de las Ondas de Luz, y lo mostró una vez más a todos.

Era justo como Long Haochen dijo: Ondas de Luz no era adaptable para vocaciones mágicas, y solo combatientes de corto alcance podían usarla. Todos tenían un claro entendimiento de lo grande que era la utilidad de esta habilidad. Han Daosi sintió que los beneficios eran más bien para incrementa su poder defensivo a una gran medida.

Después de terminar el registro, Long Haochen do su propia narración, hablando de la Torre de Luz que apareció en el preciso último instante antes de que los espectros se lanzaran hacia él.

“En este momento, sentí un gran dolor viniendo a mi cerebro. Era como si estos espectros trataran de apoderarse de mi cuerpo forzosamente. Fue en este momento que Hao Yue vino, haciendo uso de un ataque de alma para expulsarlos. Después de este momento, seguido a un periodo de estupor, y por el momento que regresé a mis sentidos, la torre ya había desaparecido. Desde el comienzo al final, no había visto lo suficientemente claro para determinar lo que era. La habilidad registradora de la Gema Registradora también parecía haber sido afectada, ya que no registro algo que ocurrió mientras estaba en estado de estupor. Sin embargo, puedo asegurar que incluso si esa torre estuviera todavía ahí, no es algo que podamos confrontar con nuestro nivel de cultivación.”

Long Haochen había pensado mucho antes de salir con esta historia, y todavía sentía culpa profundamente cuando lo dijo. Pero pensando de la conmoción que los nigromantes le dieron al mundo humano, finalmente mantuvo un frente fuerte, diciendo que esta era la verdadera historia a sus propios compañeros.

Después de que fue hecho, la cosa más espectacular para él era que nadie llamó a su informe en tela de juicio. Era claro que con el poder del silbido que apareció en el registro, posiblemente no podrían haberlo hecho tan lejos como él, y no podrían posiblemente haberlo hecho algo mejor que Long Haochen. Ya fueron tan lejos como podían para lograr la misión.

Han Daosi dijo en tono vergonzoso, “Capitán Long, ya que fue dicho como dijo, estos registros deberían al menos darnos la mitad de la recompensa al regresar. Esa… Esa habilidad suya, podemos…”

 

Anuncios