Los dos estaban sentados. Mientras el sol se ponía en marcha, Long Haochen tristemente se fue. Cai’er estaba todavía sentada, mientras la luna tomó el lugar del sol en el cielo, lágrimas fluían de sus ojos más allá de su control.

“Quiero estar con él.”

Long Haochen y Han Yu estaban viajando juntos, acompañados con cuatro Caballero Ocultos. En una etapa tan crucial de la guerra, esto era lo mejor que Sheng Yue podía despachar de sus fuerzas. Y su tarea era por supuesto escoltarlos al norte, hasta que alcanzaran el Templo del Caballero, el Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo.

En las leyendas de Shengmo Dalu, era dicho que los dragones usualmente vivían en el noreste. Por el bien de resistir las invasiones de los dragones, los humanos de los tiempos ancestrales establecieron este Paso del Dragón Resistiendo para resistir las invasiones dragón.

Comparado a los otros pasos de las montañas, el Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo estaba en un terreno bastante liso, completamente cubierto de nieve y hielo. La nieve caía todo el año, y frecuentemente, el fenómeno meteorológico sería tan severo como el hechizo prohibido Tempestad de Hielo y Nieve. La todopoderosa gran naturaleza se volvió la barrera natural de este paso de la montaña. Por tanto, a pesar de que el Templo del Caballero sea el líder de los Seis Grandes Templos, su Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo no estaba frecuentemente bajo ataque. Además, el Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo fue originalmente establecido para contrarrestar los ataques de los dragones. Entre los seis grandes pasos de la Alianza del Templo, este era el más imponente, el cual también poseía las más poderosas armas heredadas de los tiempos ancestrales.

El dolor de la partida se volvió su fuerza impulsora para avanzar. El Paso de la Montaña Exorcista era el más cercano al fuerte del Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo, y Long Haochen y Han Yu estaban bajo la protección de cuatro Caballeros Ocultos. Alternativamente viajando a pie y volando cada día, solo tomándoles cinco días para llegar a esta montaña que albergaba los cuarteles centrales del Templo del Caballero.

Justo como ellos fueron informados por el Paso de la Montaña Exorcista, el Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo también sufrió los ataques de las grandes armadas demonios. Las batallas fueron severas, pero la situación fue mejor que en el Paso de la Montaña Exorcista.

Antes de entrar al Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo, ellos ganaron la información relacionada con él. Afuera estaban juntadas las primera, tercera y cuarta legiones élites, lideradas por el Dios Demonio Oso Demoníaco, y dos grandes armadas, auxiliadas por otros dioses demonios estacionados en el área.

Aunque las condiciones afuera del Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo eran asquerosas, las tropas guarnecidas ahí eran sin excepción solo élites de la raza demonio. La armada solo se totalizaba en trescientas mil tropas, pero su fuerza de batalla como un todo sobrepasaba más allá del millón en el lado del paso de la Montaña Exorcista.

De los Caballeros Ocultos, Long Haochen y Han Yu consiguieron la información que esta Guerra Santa realmente envolvía a todas las fuerzas demonio. Entre los setenta y dos dioses demonios, cincuenta y seis estaban envueltos: ocho por cada paso de la montaña de los humanos. El Emperador Dios Demonios estaba liderando a siete dioses demonios en la retaguardia del gran campo de batalla, y podía potencialmente aparecer en cualquier lado del campo de batalla.

Y de hecho, el Emperador Dios Demonio estaba junto con el Dios Demonio Luna Agares, y el Dios Demonio Estrella Vassago. Poniéndolos juntos, estos tres poderes poseían fuerza que uno podía bien imaginar.

Y esta vez, los Escuadrones Caza Demonios de la Alianza del Templo jugaron una parte decisiva. En el tiempo que los demonios anunciaron el lanzamiento de una Guerra Santa contra la Alianza del Templo, los Escuadrones Caza Demonios de rango superior estaban atentos de las acciones del lado del Emperador Dios Demonio, listos para intervenir en cualquier momento. Y debido a esto, el Emperador Dios Demonio no se unió precipitadamente. Pero quién sabía cuánto duraría este efecto de restricción.

Después de cinco días de viaje, para la tristeza de Long Haochen y Han Yu, y su dolor acerca de las separaciones finalmente podía ser considerado diluido.

El 64to Escuadrón Caza Demonios de grado comandante fue temporalmente separado. Aunque la separación fue dolorosa, todos estaban llenos de determinación. Para esforzarse muy duro en su cultivación, por el bien de hacer preparaciones para el tiempo en que el equipo se reformaría.

¿Por qué la Alianza del Templo lo había separado y regresado a sus respectivos Templos para entrenar? ¿No era precisamente debido a su fuerza insuficiente, debido a que no estaban tranquilos dejándolos actuar libremente en el territorio demonio? Long Haochen y Cai’er eran importantes objetivos de protección, especialmente Long Haochen que la Alianza decidió proteger. Tenía su posición como la piedra angular de la futura resistencia contra los demonios, ¡y la única persona con la esperanza de destruir pilares de dioses demonios! Por tanto, la Alianza del Templo decidió temporalmente ocultarlos, pero la duración de esto era difícil de determinar de antemano.

Pero al menos, Sheng Yue les mostró un camino. Por romper al menos todos a través del séptimo, o el octavo paso mientras ganaba el título de Caballero con Fundación de Esencia de Oro para Long Haochen, podían ellos tener la posibilidad de reformar su Escuadrón Caza Demonio y pelear contra los demonios.

Por tanto, para reformarlo tan rápido como sea posible, su única posibilidad era esforzarse lo mejor posible en crecer. Por ahora y para el futuro.

Pero contra las expectativas de Long Haochen y Han Yu, en el momento que regresaron a la Ciudad del Paso de la Montaña del Dragón Resistiendo, el Templo del Caballero ya tenía arreglado todo para su llegada, y ellos tenían personas esperándolos.

Aquellos presentes para darles la bienvenida no eran muchos, solo una docena o tantos. Pero cuando Long Haochen vio a las dos personas en el frente, fue incapaz de contener sus emociones algo más.

Corriendo hacia adelante, Long Haochen dejó salir un grito emocional, arrodillándose en el suelo y gritando desde el fondo de su corazón, “Madre…”

Cierto, entre las dos personas esperándolos estaba su madre Bai Yue.

Desde que dejó a sus padres en aquellos años, ¡Long Haochen no se había encontrado a sus padres por más de cinco años! Viendo a Bai Yue de pie ante sus ojos, ¿cómo podría no volverse emocional?

Comparado al pasado, Bai Yue pareció haber perdido su mirada enferma, pero su cara todavía se veía delgada y pálida. Tambaleándose mientras corría para encontrarse a Long Haochen, ella sostuvo su niño en sus brazos, estallando en lágrimas.

Desde joven, Long Haochen había estado creciendo junto con su madre, y sus sentimiento hacia Bai Yue eran los más profundos entre todos. La madre e hijo confiaron en el otro para sobrevivir, hasta que Long Xingyu vino a buscarlos, tiempo cuando su familia se junto al final.

Estando separados por tanto tiempo, y viendo a su madre en frente de él, Long Haochen se volvió extremadamente emocional.

El único de pie al lado de Bai Yue no era su padre Long Xingyu, sino uno de los más respetados ancianos en los ojos de Long Haochen, el Líder del Templo del Caballero y portador del Trono Divino de la Protección y la Misericordia, Yang Haohan, también conocido como el Caballero Divino de la Defensa y la Estrategia.

Yang Haohan todavía permaneció con la misma apariencia. Al encontrarse nuevamente con madre e hijo, parecía mostrar una mirada preocupada.

Mirando a su hijo, Bai Yue sintió como si ella estaba más allá de haberlo mirado lo suficiente. Sin haberlo visto por cinco años, Long Haochen ya se había vuelto un alto y gran joven hombre de la juventud de esos días. La naturaleza infantil en su cara desapareció, en su lugar estaba una firme y persistente mirada.

Acariciando a su hijo suavemente con dificultad, Bai Yue no dijo algo. Siendo una madre, ella había estado pensando en su niño por más de cinco años. Finalmente encontrándose con él, su marco de pensamiento podía ser bien imaginado.

Madre e hijo estaban llorando en los hombros del otro.

Nadie los molesto. Todos sabían que ellos tenían muchos sentimientos que ventilar, especialmente Long Haochen. Esta vez, su equipo terminó separado, y originalmente sintiéndose mal, finalmente se encontró con su madre. En frente de ella, no era más que un niño, no un Capitán de un Escuadrón Caza Demonios. En ese instante, todas las pesadas cargas en sus hombros parecieron haber sido aligeradas completamente.

Han Yu estaba de pie en frente de Yang Haohan, pagando sus respetos antes de mantenerse al lado. Esta era la primera que vio tal visión de Long Haochen. En este momento, podía sentir que Long Haochen era mucho más joven que él, y no era el mismo que cuando actuó como su capitán y excelente estratega.

Después de llorar por un buen rato, Long Haochen finalmente terminó de ventilar sus sentimientos lúgubres. Inmediatamente sintiéndose mucho más libre, finalmente apoyó a su madre para levantarse. Entonces pagó sus respetos a Yang Haohan, “Long Haochen saludo al líder de la Alianza. Abuelo Yang, ¿estás bien?”

Cierto, Yang Haohan no era solo el líder del Templo del Caballero, sino también el líder de la Alianza. El Templo del Caballero no era lo mismo que los otros Templos. Solo uno quien podía volverse un Caballero Divino podía volverse un Maestro del Salón, en lugar de un Maestro Auxiliar del Salón. Por tanto, en este día el Caballero del Templo tenía tres Caballeros Divinos, y tres Maestros del Salón existiendo. Este punto era exclusivo e incontestable por los otros Templos. Después de todo, los Caballeros Divinos siempre han sido entre las potencias humanas más fuertes del noveno paso.

Yang Haohan le sonrió ligeramente, asintiendo en respuesta. “Estoy bien. Fue difícil para ti, chico.”

Long Haochen negó con su cabeza en silencio, manteniéndose sin palabras al lado de su madre.

Yang Haochen le dijo al cuarto Caballero Oculto, “Fue difícil para los cuatro. Por favor tengan un descanso en nuestra ciudad si quieren.”

El líder de los Caballeros Ocultos replicó, “Muchas gracias, Líder de la Alianza, pero mejor regresamos. El Líder Sheng Yue está esperando por nuestro reporte, y el paso de la Montaña Exorcista todavía nos necesita.”

Yang Haohan no insistió algo más, asintiendo a sus palabras. Los cuatro Caballeros Ocultos hicieron sus saludos a él una vez más, desapareciendo instantáneamente luego. Ya que Long Haochen fue enviado seguro a Yang Haohan, naturalmente no quedaban más preocupaciones de peligro. Ese era un Caballero Divino, una existencia que incluso el Emperador Dios Demonio tenía que enfrentar seriamente.

Long Haochen finalmente se recuperó de su estado temperamental. Prestando un brazo para apoyar a su madre, preguntó, “Madre, ¿qué pasa con Padre? ¿Está todavía en las lineas frontales?”

Escuchando a Long Haochen mencionar a Long Xingyu, las expresiones de Yang Haohan y Bai Yue cambiaron ligeramente. Bai Yue replicó gentilmente, “Hijo, estaremos hablando del asunto después de entrar a la ciudad.”

Un sentimiento ominoso llenó el corazón de Long Haochen. Sus ojos se contrajeron repentinamente, “Madre, Padre, él, él está…”

La campaña de humanos y demonios tomó lugar por tantos años. Aunque Long Xingyu era un Caballero Divino, morir en el campo de batalla no era imposible para él. Por un momento, Long Haochen sintió como si su pecho fuera golpeado por una hoja afilada, sus mejillas se volvieron totalmente rojas.

Viendo la cara de su hijo, Bai Yue inmediatamente se puso ansiosa, “Haochen, no tengas pensamientos errantes. Tu padre no está necesariamente teniendo problemas.”

Long Haochen preguntó apresurado, “¿Solo qué ocurrió? Madre, dime rápidamente.”

Bai Yue pareció ser incapaz de mantener el asunto oculto algo más. Dejando salir un suspiro, dijo, “Chico tonto, ¿sabes por qué tu padre y madre te dejaron atrás entonces?”

Long Haochen replicó sin vacilación, “¿No me dijo que un polluelo bajo la protección nunca le crecerían alas por sí mismo? ¿No es eso para asegurarse que podría grandes esfuerzos en entrenar, y experimentar mucho y mejorarme a mí mismo para encontrarlos en el Templo del Caballero en el futuro?”

Siguiente>