Los puños cerrados del Demonio Luna golpearon sin piedad la espalda de Long Haochen. Ni siquiera teniendo la energía espiritual sobrante para usar la Protección Espíritu Santo del Conjunto Glorioso, claramente podía sentir que la Armadura Santa se deformaba bajo el puño del Demonio Luna. Afortunadamente, era una pieza de Equipamiento Nivel Glorioso, que fue el por qué no fue aplastado. Pero en su actual estado debilitado, ¿cómo podía Long Haochen soportar un golpe tan terrible?

Los otros miembros del 21er y 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general contuvieron su respiración, sin siquiera atreverse a cerrar sus ojos.

En el momento que Cai’er fue enviada a volar por Long Haochen, estaba completamente perdida. Aunque, debido a haber perdido cuatro de sus seis sentidos, solo podía sentir el mundo alrededor a través de su percepción y el tacto, solo estuvo completamente perdida por un corto segundo, antes de ponerse extremadamente tensa. Ella entendía a Long Haochen solo demasiado bien. La única circunstancia que causaría que Long Haochen se separará d ella sería una situación donde él sería incapaz de protegerla. Y además, el hecho de que Long Haochen corto la conexión de las Cadenas Vinculantes del Alma, solo confirmó que la suposición de Cai’er era correcta.

Lagrimas salieron de sus ojos, mientras desesperadamente se arrojó al suelo. Sin embargo, en este momento, un par de vigorosos brazos la abrazaron.

Era Wang Yuanyuan.

Aunque ella estaba bien consciente de que Cai’er no podía escuchar sonidos, Wang Yuanyuan todavía gritó, ahogada con emociones, “No dejaremos que su sacrificio sea en vano.” Ellos ya no podían hacerlo a tiempo para rescatar a Long Haochen, y era estaba tan confiado en eso que él le confió a Cai’er a ella. ¿Cómo podía ella podía permitirle dejar que su sacrificio sea en vano?

Justo entonces, mientras todos creyeron que Long Haochen estaba condenado, un incomparablemente deslumbrante resplandor salió disparado desde el pecho de Long Haochen. Se iluminó y un aura incomparable de terror se esparció de ella. El seriamente herido Demonio Luna instantáneamente fue enviado a volar por este repentino masivo brillo dorado y directamente voló hacia atrás por varios metros.

“¡Un Instrumento Divino!” El Demonio Luna rugió en medio del aire, sus alas negras repentinamente se extendieron, frenéticamente tratando de escapar sin reserva.

Todo esto ocurrió demasiado rápido: desde el momento que el Golpe de Asura de Long Haochen hirió al Demonio Luna hasta ahora, solo unos pocos segundos habían pasado. Y en el momento que el Demonio Luna salió disparado, los miembros del 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general repentinamente se precipitaron hacia adelante. Long Haochen ya estaba respirando con dificultad, arrojándose hacia Haoyue.

En el instante antes de que perdiera la consciencia, una voz imponente pudo ser escuchada, “¿Quién se atreve a herir al sucesor de la Calamidad Durmiente?”

El sentimiento rojo-ardiente en su pecho era ahora al menos diez veces más poderosos que antes, y las almas de los muertos convergieron en la Melodía Eterna a una asombrosa velocidad.

En el pasado, Long Haochen había sentido que era debido a que los límites de su cuerpo que solo podía absorber las almas de los muertos en un rango de doscientos metros. Pero en este preciso momento, la Melodía Eterna fue enteramente elevada, debido a Long Haochen siendo herido. Además de contar su rompimiento a través del sexto paso, la Melodía Eterna comenzó a operar más rápido, gentilmente absorbiendo las almas alrededor, mientras hacía el soporte de Long Haochen la prioridad más alta de la energía del alma. El colgante le permitió a Long Haochen inmediatamente absorber la energía de luz alrededor de él proveyendo energía a su cuerpo desvitalizado.

Luc Xi locamente lanzó un hechizo de curación después de otro en Long Haochen, y los otros se unieron a él a la velocidad más rápida posible, rápidamente rodeando a Long Haochen.

Cai’er ya se había liberado de la restricción de Wang Yuanyuan, y, manejada por la urgencia de sus sentimientos hacia Long Haochen, fue la primera en unirse a su lado.

El cuerpo de Long Haochen estaba completamente rígido, y parecía haber llegado a una comprensión, antes de rápidamente agarrar la mano derecha de Long Haochen. Después de tomar su mano, su complexión pálida gradualmente se alivió un poco. Fue la única que sintió la energía de alma masiva que convergió en el cuerpo de Long Haochen, al enviar de regreso la vitalidad que salía de ella.

Junto con la ruptura de este poder de alma, Cai’er notó para su asombro que la Daga de Samsara comenzó a inquietarse.

Despues de que los dos Escuadrones Caza Demonios rodearan a Long Haochen, ellos no fueron atacados por los demonios. Long Haochen había logrado exitosamente suprimirlos, e hiriendo gravemente a un Demonio Luna del octavo paso, y había, en consecuencia, creado una situación favorable para su ofensiva. Al mismo tiempo, los refuerzos de la Ciudad de la Montaña Sur habían lanzado su poderoso contrataque, llevando a los demonios fuera de la Ciudad de la Montaña Sur.

Repentinamente, desde el cielo, gotas de resplandor dorado descendieron una después de otra, pareciendo como si estuvieran llenas con inteligencia. Mientras esta lluvia de luz tocaba los cuerpos de cada criatura viva, sean humanos o demonios un cambio místico apareció. Aún había una clara diferencia, cada humano recibió un sentimiento confortable del toque de estas gotas de luz. Ellos todos tenían unas reacciones extremadamente cómodas, mientras que el enrojecimiento de sus cuerpos desapareció y sus heridas lentamente se curaron. Pero para los demonios, cada toque causó un verdadero desastre. La lluvia de luz causó que ellos gritaran miserablemente y desde cada área de contacto, vapor negro se elevó.

Esta lluvia de luz envolvió casi la mitad de la Ciudad de la Montaña Sur, y todos con el menor sentido común podía decir que este era un hechizo prohibido de tipo santo. Era llamado el Anhelo de la Diosa de la Luz.

Este hechizo prohibido solo era utilizable para sacerdote del noveno paso; pero incluso en el noveno paso de cultivación, sería imposible para cualquier caballero usar un hechizo de curación en grupo tan terrible.

Alcanzando el noveno paso, un sacerdote sería nombrado como Santo. Para que un humano Santo interviniera desde el cielo, la situación área al menos necesitó haberse estabilizado.

Un sonido ensordecedor seguido de la aparición de la lluvia dorada, cayendo desde el cielo, Pronto, los resplandores viniendo de los doce Pilares de los Dioses Demonios se atenuaron enormemente, y el paisaje lejano lentamente se volvió borroso.

La situación actual era clara, debido a que el lado de los demonios finalmente comenzó a retirarse. Aunque ninguno de los doce dioses demonios murió durante la batalla, la diferencia de poder entre ambos lados fue extremadamente pequeña. Sin embargo, si no fuera por la pronta llegada de los refuerzos, la Ciudad de la Montaña Sur muy probablemente ya hubiera caído.

Long Haochen todavía no estaba consciente, pero vagamente sintió una sensación caliente en su pecho. Sin embargo, esta sensación caliente no lo hirió más, sino que en su lugar era muy confortable. La razón por la que realmente no podía despertar era que estaba simplemente demasiado cansado. Pero, aun así, se sintió muy relajado al saber que actuó de acuerdo con su propia voluntad, salvando al menos a cientos de guerreros y magos de la Alianza.

No disgusto las expectativas de su padre, y de todo corazón cumplió con su papel como un caballero.

Los miembros del 21er y 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general estaban formando un anillo defensivo alrededor de Long Haochen, Extraordinariamente, ninguno de ellos pronunció una sola palabra, y a excepción de Cai’er a su lado y Luc Xi, que estaba realizando magia de curación en él sin detenerse, los otros todos tenían miradas llenas con determinación. Sin la más mínima duda, si alguien hubiera tratado de atacar a Long Haochen en este momento, habría tenido que pisar sus cadáveres primero.

Las acciones de Long Haochen encendieron los corazones de sus compañeros; ninguno de ellos temía a la muerte, y todos compartieron la misma determinación que Long Haochen.

En la misma situación, ¿qué hubiera hecho un recién creado Escuadrón Caza Demonios, solo estando en el quinto paso de la cultivación, cuando enfrentaba a un Demonio Luna en el octavo paso? Incluso si esta cuestión fuera preguntada a los líderes de la Alianza, ellos seguramente dirían que este Escuadrón Caza Demonios permanecería tan lejos como fuera posible para preservar sus vidas.

¿Pero Long Haochen hizo esto? No, no lo hizo. Para asegurar la supervivencia de más personas, no hizo esta opción de auto-preservación, incluso aunque estaba consciente de todas las consecuencias de su opción. Podía decirse que, si no fuera por la anterior misteriosa luz que lo protegió durante el último instante, ya hubiera muerto en el campo de batalla.

Ellos no escucharon las palabras ‘herramienta divina’ del Demonio Luna, y no sabían qué esta luz brillante era, pero la milagrosa sobrevivencia de Long Haochen causó les causó sentir vergüenza, especialmente a los miembros del 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general.

En el momento que vieron al Demonio Luna, los seis miembros del 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general fueron vacilante. En el momento que ellos vieron a Long Haochen hacer su decisión sin vacilación, aparte de Lin Xin, todos estaban en completo asombro, y no se atrevieron a intentar algo. Esta también era la razón por la qué Li Xin fue la única que pudo reaccionar, tomando el ataque en lugar de Haochen, mientras los otros fueron lentos.

¿Cómo podían ellos nos estar avergonzados? Ellos también tenían un set de Píldoras de Impulso Espiritual Conjunto, pero no las tomaron por apego a sus propias vidas, y por el terror que ellos sintieron hacia el Demonio Luna del octavo paso.

Aunque Long Haochen más tarde les gritó la orden de que no las tomaran, ¿no podían ellos haber sido de ayuda para él si las tomaban antes de que la situación escalara de este modo?

La razón por la que Luc Xi estaba ahora curando a Long Haochen a toda costa, sin tener alguna vacilación en consumir sus propios recursos, era para ventilar todos sus sentimientos de vergüenza. Se sentía extremadamente indigno de Long Haochen: si lo dejara morir, como el capitán del 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general, nunca sería capaz de perdonarse él mismo.

La batalla continuó, pero aquellos dos Escuadrones Caza Demonios siempre permanecieron en su formación defensiva, todos se quedaron en completo silencio.

Cai’er estaba sentada en el suelo, mientras la cabeza de Long Haochen estaba en su regazo para que se sintiera más confortable y para estabilizar su cuello. Ya había parado de llorar, pero todavía estaba temblando sin interrupción, sintiéndose extremadamente arrepentida. En este preciso momento, ella incluso pensaba que más bien no permanecería como un miembro de un Escuadrón Caza Demonios, mientras pudiera estar junto con Long Haochen.

La multitud de resplandores que iluminaron el cielo gradualmente se mitigaron, y la ofensiva de los demonios finalmente fue empujada lejos de la Ciudad de la Montaña Sur.

Las potencias de la Alianza del templo regresaron desde el cielo uno después de otro, y los sobrevivientes fueron enviados finalmente a limpiar el lio.

Después de que algún tiempo pasara, algunas personas vinieron al lado del 21er y 22do Escuadrón Caza Demonios de grado general. Llenos con asombro, el primero en venir fueron el 2do y 3er Escuadrón Caza Demonios de grado soldado. Más precisamente, ellos deberían haberse vuelto el 1er y 2do Escuadrón Caza Demonios de grado soldado después de que el grupo de Long Haochen y el de Luc Xi progresaran en grado. Pero estos dos equipos planearon avanzar a un grado lo más rápido posible, y en consecuencia, no se dirigieron a la Torre de Misión de Caza Demonios para modificar su número de identificación.

Yang Wenzhao y Duan Yi, al igual que los miembros de sus dos Escuadrones Caza Demonios estaban totalmente bañados en sangre. Mientras los magos estaban un poco mejor, todos los peleadores de corto alcance estaban heridos.

Sin embargo, ellos tenían unas expresiones sinceras y respetuosas, pacíficamente llegando al lado del 21er y 2do Escuadrón Caza Demonios de grado general, después de verlos reuniéndose calmadamente alrededor de Long Haochen. Solo Yang Wenzhao y Duan Yi avanzaron más, murmurando unas pocas palabras en los oídos de Luc Xi, antes de parecer tranquilos después de lograr confirmar la seguridad de la vida de Long Haochen.