Long Hao Chen se sentó con las piernas cruzadas en el suelo y, como antes, usó [Manto Divino de Luz] para proteger su cuerpo. Aislado del aire nocivo del mundo exterior, tomó un respiro después de otro de aire filtrado llena con esencia elemental de luz.

Para Long Hao Chen, este mundo no era algún tipo de buen lugar a causa de que la esencia elemental de luz estaba presente en una proporción tan pequeña. Incluso no contenía el 1% de la cantidad de esencia de luz en Shengmo Dalu. Él tenía que incesantemente filtrar el aire alrededor de la esencia heterogénea llenándola con poder mágico, para finalmente inhalarla con seguridad.

Long Hao Chen tomó dos botellas de su pecho. La primera contenía la píldora que podía restaurar 200 unidades de energía espiritual, que Long Hao Chen nombró Píldoras de Restauración Espiritual. La que contenía en la otra botella podían instantáneamente elevar su potencial e incrementar su fuerza física por 20% durante 30 segundos. Después de usarla, 12 horas tenían que pasar antes de tomar otra Píldora de Explosión Espiritual.

En este lugar con una gran carencia de esencia elemental de luz para absorber, uno podía también imaginar la utilidad que estas dos píldoras tendrían. Calmadamente quedándose en la cueva, Long Hao Chen comenzó a sentir todas las cosas a su alrededor, cautelosamente, mirando ininterrumpidamente a las cuatro direcciones.

Pero en ese momento, repentinamente, una oleada de energía espiritual se ondulo, creando misteriosas ondulaciones hechas de energía espiritual en el aire.

Una llovizna de anillos color purpura se dispersó en el siguiente instante, no solo se difundió en toda la cueva, sino que fue tan lejos como para dispersarse a los alrededores de las rocas y el resto del aire del mundo exterior.

¡Hao Yue está rompiendo! Long Hao Chen se sentía nervioso, a causa de lo que le dijo Hao Yue anteriormente, que en caso de que fuera a romper a través del último límite, el aura liberada por su cuerpo probablemente atraería a poderosas bestias mágicas. Esta era la etapa más peligrosa de su evolución.

Tan pronto como esta aura color purpura apareció, Long Hao Chen repentinamente sintió para su asombro que un sentimiento ardiente llegó a su propio cuerpo. Bajando su cabeza, dio un vistazo y vio que las venas detrás de su propia piel se volvían de un ligero color purpura, fortaleciendo su cuerpo continuamente. Long Hao Chen completamente pudo sentir que era su propia energía espiritual externa que estaba hirviendo, y en un proceso de fortalecimiento. Moviendo su cuerpo alrededor, sentía que su fuerza había incrementado tremendamente.

¿La evolución de Hao Yue también tiene un efecto en la cultivación de mi propia energía espiritual externa?

Long Hao Chen calmadamente medito lo que le estaba sucediendo. Sin la mínima duda, este ascenso era debido al contrato de sangre. Él y Hao Yue tenían algo de sangre del otro en su propio cuerpo, así que, en adición a los usos de su contrato regular, implicaba que sus vasos sanguíneos estaban genuinamente interconectados. Como resultado, cuando Long Hao Chen incrementaba su nivel de cultivación a través de su entrenamiento, Hao Yue podía beneficiarse de él ampliamente. Similarmente cuando Hao Yue evolucionaba, Long Hao Chen podía sentir un mejoramiento en su propio cuerpo también.

Aparentemente, esa vez, cuando Hao Yue tenía una sed anormal por ese orbe de piedra, era debido a que lo necesitaba para hacer evolucionar a su cuerpo.

Justo cuando Long Hao Chen estaba en medio de sus pensamientos, repentinamente, sintió que, en el aire, las numerosas esencias elementales mágicas se volvieron frenéticas. En particular, la esencia elemental de oscuridad, justo como si estuviera volando desde la galaxia, frenéticamente se dirigió hacia el interior de la cueva a su espalda. No importaba cuán frenética era esta energía espiritual elemental, parecía tener un solo objetivo esta vez, la cueva a su espalda.

Long Hao Chen podía vagamente ver que un espiral formado de nube negra estaba comenzando formarse, atraído por esta cueva, absorbiendo toda la energía espiritual elemental de los alrededores.

Con una actividad tan grande, no es de extrañar que Hao Yue estaba preocupado acerca de que las bestias mágicas vinieran a atacar.

Long Hao Chen estaba incluso más alerta mientras observaba sus alrededores. Lo que no entendió era que, en su frente, la marca de contrato había aparecido una vez más.

Esta marca estaba formada de un total de nueve patrones veteados de color purpura. Entre estos nueves patrones originales veteados, los primeros dos estaban brillando; en este momento, una tercera runa comenzó a brillar también.

Después de romper a través el tercer paso, para continuar avanzando, lo que todos los practicantes de todas las vocaciones necesitaban era energía espiritual interna. Sin importar cuánta energía espiritual externa incrementaba, no afectaba el avance de la vocación. En otras palabras, incluso si tu energía espiritual externa alcanzaba los 2.000, mientras tu energía espiritual interna no alcanzara los 2.000, no había modo de romper a través del quinto paso.

Long Hao Chen sentía un intenso y caliente poder constantemente creciendo en él, pero no sabía cuál nivel había alcanzado su energía espiritual externa. No obstante, en su pecho, las gotas doradas de líquido alrededor de su Santa Estufa Espiritual estaban revolviéndose incesantemente, sin mostrar el más mínimo cambio. Era el símbolo del nivel de apenas llegar a tener energía espiritual líquida, además de haber entrado en el quinto paso.

Después del quinto paso, Long Hao Chen claramente descubrió que su velocidad de cultivación había bajado por un amplio margen. Para ganar un nivel de energía espiritual, necesitaba gastar al menos diez veces más de esfuerzo que en el pasado. Después de un día de amargo entrenamiento, el límite de lo que podía ganar era máximo uno o dos niveles de energía espiritual.

Incluso como un caballero, lo que no tenía modo de saber era que, si les dijera a los otros sobre su velocidad de cultivación, absolutamente se sorprenderían. Después de romper a través del quinto paso, ¿quién imaginaria que existiría alguien que pudiera elevar su nivel de energía espiritual cada día? Si todos tuvieran esta habilidad, entonces solo por continuar cultivando, todo el mundo rompería pronto o más tarde a través del sexto paso.

Junto con la mejora de su fuerza física, Long Hao Chen podía incluso más visiblemente beneficiarse de su ventajoso físico de un Vástago de la Luz.

Para cualquier vocación, el quinto paso era el umbral para la denominación de potencia. Sin embargo, para ser considerado como una potencia real, uno necesitaba pasar a través del umbral del sexto paso. Esta era a causa de que, cuando solo el sexto paso era alcanzado, el poder de la energía espiritual líquida podría realmente salir; era la llave para el poder espiritual, permitiendo a la velocidad de cultivo de la energía espiritual líquida acelerar realmente.

¡ANG-DANG!

Un sonido feroz y retumbante llegó a la consciencia de Long Hao Chen, haciéndolo levantar su cabeza para mirar hacia el centro de la montaña.

Tan pronto como vio lo que estaba en el centro de la montaña, instantáneamente jadeó en asombro. Lo que vio era un esqueleto humano; amplio, un muy amplio esqueleto humano, avanzando a gran velocidad hacia la parte superior de la montaña. El anterior sonido retumbante venía de uno de sus huesos rompiendo descuidadamente una enorme roca.

Había incontables esqueletos viniendo. Era imposible para discernir solo la cantidad que había con el ojo desnudo, todos cubiertos de negro y diferentes en altura; sin embargo, todos eran con forma humana. Rápidamente escalando la montaña, con solo la cueva detrás de Long Hao Chen como su menta.

Tomado un profundo respiro, Long Hao Chen tomó un medio paso atrás, bloqueando la entrada de la caverna. Así, no tendría que enfrentar oponentes desde todas las direcciones a la vez, y solo necesitaba enfrentar a aquellos en el frente.

Sin el tiempo para pensar acerca de la razón de por qué tantos esqueletos estaban viniendo, la única cosa que podía hacer era resistir el avance de los esqueletos, dándole a Hao Yue el tiempo suficiente para finalizar su evolución.

Dentro de la caverna, Hao Yue estaba temblando violentamente, sus escamas ya se estaban desquebrajando: los efectos del [Manto Sagrado] de antes ya estaba desapareciendo.

Pero no importaba si era Pequeña Luz o Pequeña Flama, ambos estaban mordiendo la bala, refrenándose de gritar, a causa de que no querían molestar a Long Hao Chen con sus gritos.

El bulto en el tercer cuello de Hao Yue sobresalía hacia afuera, y el cuello Pequeña Luz igual que Pequeña Flama estaban creciendo, con una luz verde que brillaba sin cesar en la parte superior. A pesar de que el cuerpo de Hao Yue estaba destrozado, rayas moradas de luz fueron apareciendo lentamente en su cuerpo.

Mucha cantidad de energía espiritual fue violentamente vertida en su cuerpo desde afuera. Sonidos crepitantes y creciendo fue pasando por todo su cuerpo, y ese pedazo de carne destrozada estaba expandiéndose continuamente, causando que apretara sus dientes. La inestable energía espiritual en su cuerpo frenéticamente causó estragos en él. Una ancestral y desolada terrorífica aura fue emitida de su cuerpo, mientras los ojos de Pequeña Luz y Pequeña Flama una vez más se volvían de color purpura, pareciendo sin corazón y fríos, emitiendo una presencia monstruosa. Su cuerpo mutilado también fue objeto de un proceso ininterrumpido de expansión.

Bang. Long Hao Chen se inclinó ligeramente en el Escudo Radiante en su mano izquierda, barriendo a un esqueleto con un golpe, y con la Espada de Luz en su otra mano, golpeó a un esqueleto justo en el estómago.

Al acercarse, Long Hao Chen además entendía el terrorífico aspecto de estos esqueletos. Aunque solo quedaban huesos de ellos, estos huesos eran tan duros como el hierro, y su fuerza era igual al de diez hombres. Las cuencas de sus ojos también contenían una llama con poca luz.

Mientras se mantenía inmerso a sí mismo en la batalla con estos esqueletos, Long Hao Chen descubrió que sus huesos no eran originalmente de color negro. Sus huesos tenían ese color a causa de estar cubiertos por el brillo emitido de la energía espiritual del atributo oscuridad. Con la violencia incesante, ellos continuaron atacando.

Long Hao Chen justo ahora se regocijaba del hecho de que tenía el atributo sagrado. Aunque estos cuerpos de esqueletos negros eran increíblemente resistentes, cuando la esencia sagrada que venía de su Espada Sagrada y el Escudo Radiante aterrizaba en los esqueletos, ellos eran claramente muy temerosos a ellos. Inmediatamente, habría humo blanco viniendo de donde fueron golpeados. Obviamente, la esencia elemental de luz tenía un muy fuerte efecto restrictivo en los esqueletos negros.

Snap. [Estocada de Luz] fue liberada. Tres esqueletos fueron inmediatamente golpeados por Long Hao Chen, obstruyendo el avance de los demás esqueletos. Después de obtener energía espiritual líquida, había un claro incremento de fuerza en todas sus habilidades.

Tomando un corto respiro, Long Hao Chen consumió una Píldora Restauradora Espiritual. Su consumo de energía espiritual no era mucho, pero en la actual situación, ¿cómo podía atreverse a esperar hasta que su energía espiritual fuera completamente gastada antes de reponerse? Manteniendo la cantidad optima de energía espiritual era la mejor opción aquí.

En frente de esta larga armada de esqueletos, no estaba usando demasiadas habilidades, preservando su energía espiritual tanta como sea posible. Ciertamente no era alguien en una batalla ni en algún tipo de competencia, estaba una situación de vida o muerte. Incluso si era un poco descuidado, podría quedar atrapado en este mundo para siempre.

Un esqueleto después de otro cayó, e incluso aunque Long Hao Chen podría mantenerse contra diez mil de estos esqueletos, habían simplemente demasiados esqueletos viniendo a el. Incluso no podía ver una pizca de esperanza.

En luz de esta batalla, Long Hao Chen gradualmente descubrió las ventajas de ser un Caballero Guardián. Incluso aunque un Caballero de la Venganza tenía un poder de ataque tiránico, en una batalla sostenida, un Caballero de la Venganza simplemente no podía llegar e medir a un Caballero Guardián en términos de resistencia.

Después usar varias habilidades de Caballero Guardián para reforzarse, Long Hao Chen solo usó un poco de energía espiritual cada vez que tomaba a un esqueleto. También, su objetivo no era aniquilar a la armada de esqueletos completo, desde que era simplemente hacerlo así. Solo necesitaba comprar suficiente tiempo para Hao Yue.

La mayor debilidad de estos esqueletos negros era que ellos eran tontos y no podían usar algunas habilidades. Ellos solo sabían cómo avanzar hacia adelante. En esta situación, Long Hao Chen usó su terreno ventajoso igual que sus Píldoras Restauradoras Espiritual para prolongar la batalla.

Anuncios