Long Haochen usó el filo, la parte plana, e incluso el mango de las espadas pesadas en sus manos; parecía ser capaz de manejar todos los ataques de la espada de bambú del oponente. Momentáneamente, las sombras de las espadas brillaron, revistiendo todo su cuerpo justo como una enorme bola de luz. Se utilizaron continuamente las capacidades de la luz sagrada, coordinadas con su defensa mediante el par de espadas pesadas.

Frente a los ataques de Long Xingyu, si Long Haochen mostrara una ligera falla, la espada de bambú podría inmediatamente caer sobre su cuerpo y herirlo mucho más que el ataque de las hormigas búho. Sin embargo, la extraña cosa era que Long Haochen se mantuvo resistiendo: aunque Long Xingyu parecía bastante serio, al mismo tiempo, no era capaz de romper a través de la defensa de Long Haochen.

Después de un cuarto de hora de continua batalla, la espada de bambú de Long Xingyu repentinamente brilló. Una radiación blanca se expandió y mil espadas aparecieron en frente de Long Haochen.

Long Haochen aún estaba ondeando su par de espadas. No esperaba este ataque de Long Xingyu, pero esta no era claramente la primera vez que este tipo de situación había ocurrido.

El mango de la espada pesada en su mano izquierda estaba golpeando contra la otra en su mano izquierda, luego cortó ante él con la espada pesada en su mano izquierda, mientras balanceaba la otra en su mano izquierda. Con un destello de luz dorada, una Carga Espinosa fue usada hacia la espada de bambú.

Un suave campaneo resonó. La espada fue balanceada pero la espada de bambú que estaba en el camino de la embestida no mostró un mínimo cambio. Usando el momento de su previo bloqueo, Long Haochen avanzó.

Con un sonido puro, una capa de luz dorada inmediatamente cubrió el cuerpo de Long Haochen, era Obstrucción Divina. Contra la estocada de Long Xingyu, había utilizado toda la energía espiritual que tenía guardada para formar una Obstrucción Divina, permitiéndole resistirlo.

“Estupendo, hiciste un buen tiempo. Eres capaz de actuar calmadamente. Veo que el entrenamiento de combate real que nosotros hicimos a diario no se desperdició.” Tomando su espada de bambú de regreso, el sonriente Long Xingyu asintió en frente de Long Haochen. Sin embargo, Long Haochen estaba jadeando y sus ropas estaban bañadas en sudor. Incluso aunque su padre no usó ataques con energía espiritual, Long Haochen aún estaba abrumado por su poder.

Long Xingyu fue en frente de Long Haochen, dándole palmadas a sus hombros, y diciendo con una sonrisa: “Vayamos a casa para descansar por un momento, tu madre pronto debería estar haciendo el almuerzo.”

“Bien.” La cara de Long Haochen también estaba alegre.

A pesar del hecho que durante este año y medio laboriosamente entrenó cada día, aún estaba en el periodo más feliz de su visa. La cara de su madre estaba siempre sonriendo, y su formidable padre lo instruía. Este tipo de vida estaba lejos de una aburrida: era, por el contrario, llena de felicidad.

……

Cuando ambos, padre e hijo, llegaron al frente de la cabaña de madera, los pasos de Long Xingyu repentinamente pararon, sus ojos revelaron una severa mirada.

Long Haochen también sintió el cambio en el aliento de su padre: dio una terrorífica sensación como si un dragón todopoderoso le previniera de respirar con calma.

Long Xingyu aligeró su fuerza sobre la mano de Long Haochen y lentamente se giró, tomando ligeros pasos y, en el siguiente instante, Long Haochen mucho abrió su boca: desde el cuerpo de su padre, un denso brillo color dorado brotó, levantando su cuerpo en el aire y permitiéndolo volar.

A pesar de haber entrenado mucho estos dos años con su padre, Long Haochen no sabía absolutamente, en qué nivel verdaderamente estaba la fuerza de su padre. En ese momento, viendo que su padre podría ir tan lejos como para ser capaz de confiar en su energía espiritual para remontarse en los cielos, le dio un gran asombro.

Al mismo tiempo, dos luces doradas podían ser vistas en los ojos de Long Xingyu como si mirara al lejano Pueblo Odin.

Sin esperar por Long Haochen para que se recuperara de la sorpresa, descendió a la tierra, sus ojos revelaron una fría expresión. “Las fuerzas armadas de la raza demonio lanzaron un ataque furtivo, tenemos que ir.”

Simultáneamente, agarró el brazo de Long Haochen y se remontó una vez más en el cielo.

Su energía espiritual condensada tomó la forma de un par de alas doradas saliendo desde su espalda.

La energía espiritual transformada era una habilidad usada por los Caballeros Radiantes del sexto paso, cubierto por docenas de plumas de color dorado que parecían justo como objetos reales, ¿cómo podría una energía espiritual común cumplir con una semejante hazaña tan fácil?

Mientras el enorme par de finas alas aparecía, un aura color dorada envolvió a Long Xingyu y a su hijo. El par de alas repentinamente se extendieron y ambos inmediatamente fueron directo a la dirección del Pueblo Odin con la velocidad de un meteoro.

Long Haochen no notó que, sobre la vista del par de alas de Long Xingyu, toda la esencia de la Montaña de Odin, en lo profundo del bosque, independiente de si eran bestias mágicas o bestias salvajes, todos se arrastraban en la tierra: estaban tan alarmados y desesperados ante este signo que ellos no se atrevieron a moverse en lo más mínimo.

El escenario cambió dentro de un mundo dorado, la densa energía sagrada envolvió todo alrededor de ellos y Long Haochen podía sentir su energía espiritual hirviendo. Durante este corto tiempo, su energía espiritual interna se elevó mucho, pero era solamente porque el atributo de luz de la energía temporalmente producido sobre ellos en ese momento era demasiado formidable. Esto mostraba lo poderosa que era la energía sagrada elevada por Long Xingyu.

Se sentía como si solo unos pocos segundos habían pasado cuando la luz dorada de repente se dispersó y Long Haochen podía ver la situación de afuera.

El Pueblo Odin, ya estamos de regreso al pueblo de Odin. ¿Después de una pequeña cantidad de tiempo?

Long Haochen no podía creer lo que veían sus propios ojos, pero el hecho era que, ante ellos, por debajo de sus pies, ¿no era ese el Pueblo Odin donde creció?

El actual Odin había perdido su original calma y quieta atmosfera. Muchos de los lugares estaban en llamas, sonidos de gritos resonaron sin parar, miserables aullidos y ruidos de destrucción inundaron cada esquina del Pueblo Odin.

Long Haochen vio al menos miles de la armada oscura, altos y grandes monstruos con cuerpos robustos. Eran los únicos causando estragos en Odin.

Aquellos monstruos eran de al menos 1,8 metros de alto. Cada uno tenía la cabeza de un lobo y el cuerpo de un humano al mismo tiempo. Ondeaban sus espadas curvas. Los habitantes del pueblo de Odin estaban actualmente siendo sacrificados por ellos; tristes y estridentes gritos podían escucharse de todos lados, pero aquellos feroces lobos también estaban incesantemente aullando más fuerte.

Más de 3.000 familias estaban supuestamente viviendo en el pueblo Odin, siendo 20.000 habitantes, pero en ese momento, se habían convertido en un océano de sangre y cadáveres, sangre densa que estaba dispersa en todo el lugar, la escena podría hacer sentir a alguien con nauseas.

“Padre, ¿qué son ellos?” La voz de Long Haochen estaba llena con enojo, ¡este era el sitio donde creció! Había visto justo ahora con sus propios ojos a uno de sus antiguos compañeros siendo cortado en dos partes por una monstruo cabeza de lobo blandiendo una espada curva, la parte frontal de su cuerpo estaba tumbada en la tierra y después dejó salir su último grito agonizante, sus órganos internos empezaron esparcirse alrededor.

“Hombres lobo de la raza demonio.” Long Xingyu respondió con una voz fría, una impresionante presión podía ser sentida desde su cuerpo.

Las personas abajo, completamente aterradas por los hombres lobos, subconscientemente miraron arriba. Viendo las dos enormes alas saliendo de la espalda de Long Xingyu, no podía dejar de sentirse completamente atónitos por su apariencia.

“¡Padre, déjame ir abajo, voy a asesinarlos!” Long Haochen gritó entusiasmado.

“Tu fuerza está lejos de ser la suficiente.” Long Xingyu dijo en voz baja: “Long Haochen, ¿siempre quisiste ver la actual fuerza de tu padre? Pues toma una buena mirada.”

Un anillo rojo-dorado de luz surgió desde la espalda de Long Xingyu: un enorme trono brillante y dorado de piedra con un magnifico lustre, lentamente apareció desde el anillo rojo-dorado de luz.

<Anterior          Siguiente>

Un comentario sobre “El Despertar Sagrado, el Vástago de la Luz IV

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s