La subasta continuó a un paso rápido, y Lin Xin continuó ofertando una y otra vez, deseando algunas plantas raras y algunos cristales mágicos y pergaminos mágicos útiles. Sin embargo, la cantidad de dinero que pagó no fue alta. Agarrando la verdadera esencia de una subasta, cosechó los mejores beneficios.

Estas subastas VIP originalmente tenía treinta y seis artículos juntados, que se volvieron treinta y siete artículos con la adición del Cristal de Dragón Diablo. Mientras el tiempo paso, ahora era el último turno para el artículo final de la subasta.

“La siguiente subasta será el último artículo de la subasta VIP. Es también un gran tesoro que continuamos reservando por ahora. Por favor denle la bienvenida a la Dama Feng Ling’er.”

Justo como por el Cristal de Dragón Diablo, un haz de luz dorada repentinamente apareció, y llevando un vestido blanco, Feng Ling’er apareció una vez más enfrente de todos. Sin embargo, esta vez, ella no estaba empujando un carrito. Ella llevaba una gran caja en sus dos manos, que estaba cubierta por una sabana roja, mientras ella lentamente avanzó hacia la esquina de subasta.

Aunque la sabana roja estaba presente como una cubierta, el tamaño de la caja podía ser claramente vista. Era una caja con forma de cubo de un metro de largo, alcanzando un tercio de metro de ancho. Parecía como un gran artículo, y viendo a la delgada Feng Ling’er llevándolo le dio a la audiencia un sentimiento de lástima.

“Esta es una espada que vio la sangre de incontables demonios, y dio nacimiento a magnificas leyendas. Con la iluminación de su luz divina, se sella automáticamente después de la muerte de su maestro.”

La voz arrepentida de Ye Weiyang resonó en todo el salón. En su cara apareció una expresión apenada. Sin embargo, ningún rastro de su humor podía ser visto en su cara. Parecía como si este humor suyo solo estaba expresado en las profundidades de su corazón.

“Esta es una espada gloriosa, una espada divina llena con resplandor y rodeada de leyendas. En el momento que fue puesta en la subasta, su propietario dio un requisito importante. Eso era que el cliente ofertando tenía que ser capaz de remover su sello y pagar veinte millones de monedas de oro, de otro modo, no debería ser vendida sin importar el precio.”

Ye Weiyang reveló una sonrisa melancólica, “En este punto, todos debería haber adivinado que tipo de artículo decidimos vender hoy. Esta no debería ser la primera vez apareciendo en el escenario, pero este artículo ha tenido que ser puesto en subasta muchas veces. Como una subastadora y una devota a esta espada divina, estoy muy optimista de que podrá encontrar un nuevo maestro hoy. Si algún honorable cliente puede deshacer su sello, esta casa de subastas estará dispuesta a cubrir un tercio del costo, con respecto a esta espada divina.”

“Woah.” Lin Xin comentó en asombro, “¿Una subasta a un precio fijo?”

Long Haochen preguntó, “¿Qué es una subasta a precio fijo?”

Lin Xin replicó, “Eso es un estilo extremadamente raro de subasta. El precio del artículo es fijo, así que, en otras palabras, quien sea que quiera el artículo puede comprarlo, pero el problema es que este tipo de subasta abarcara algunas otras condiciones. Solo si el competidor logra respetar las condiciones adicionales puede estar calificado para comprarlo. Pero artículos que son aceptados por la Gran Casa de Subastas de la Alianza para una subasta con precio fijo están destinados a ser existencias preeminentes. Desde mi punto de vista, esta espada es al menos una existencia en el pico del nivel legendario, o quizás incluso…”

Mientras estaban hablando, Ye Weiyang removió la sabana roja en el escenario, revelando a una simple caja de madera.

La caja de madera tenía un color marrón rojizo, y no tenía decoraciones excesivas, sino un mango metálico. Su forma simple daba la impresión visual que podía ser un artículo extremadamente ancestral, resistiendo su edad.

El salón de subastas ahora estaba extremadamente calmado. Parecía que muchos de los honorables clientes reconocieron este artículo, y la atmosfera adentro se volvió sofocantes.

“Sobrina Weiyang, ¿qué te parece vendérmelo a mí? Aunque todavía no puedo disipar el sello, haré todo lo que pueda después de comprar esta espada divina para dejarle ver la luz. ¿Qué te parece?” El único que comenzó a hablar era precisamente el tercer honorable cliente, con la profunda y resonante voz.

Ye Weiyang negó con su cabeza con una mirada angustiada, “Mis disculpas. Entiendo tus amables sentimientos, pero tengo que verlo siendo liberado aquí. Este es el querido deseo de mi abuelo. Weiyang no lo ocultará algo más, pero en realidad soy la vendedora de esta espada.

Esta espada divina en realidad era de mi tatarabuelo, y es el arma anteriormente usada por mi ancestro. En el momento que el abuelo[1] estaba en su lecho de muerte, su más querido deseo era deshacer el sello en esta espada divina, y dejarle ver la luz una vez más, y si es posible, dejarle continuar bebiendo la sangre de los demonios. Si algún cliente tiene la habilidad, puede aproximarse para una prueba. La premisa es ser un usuario de atributo luz, y mientras pueda deshacer el sello, incluso si necesita pagar en cuotas, puede tomar la espada.”

Diciendo eso, Ye Weiyang se giró, lentamente abriendo la caja de madera.

Penumbra, serenidad, tristeza y quietud mortal. En el momento que la espada pesada en esta caja de madera apareció en frente de los ojos de todos, Long Haochen sintió que estos cuatro sentidos negativos entraron en él.

La espada era enteramente negra, pareciendo muy simple y sin adornos de cualquier tipo. Refinada, era de un total de un metro y medio de largo, entre los que el mango abarcaba el largo de un medio metro y la hoja el metro restante. Su hoja era de más de cuatro dedos de ancho.

El mango y el cuerpo se mezclaron entre sí, como si formaran la estructura de una extraordinaria escultura metálica. Algunos meticulosos patrones podían ser ligeramente visto en ella, y su punta no era tan aguda, estando sorpresivamente cubierta por una perla negra. Ninguna poderosa aura fue emitida. Pero todos podían sentir que, en esta penumbra y serenidad, esta espada pesada estaba llena de misterios.

Nadie fue al escenario, pero todos mantuvieron su silencio, como si pagaran sus respetos a esta espada divina. El silencio general solo hizo la atmosfera incluso más opresiva.

Aquellos que podían tratar ya habían probado. Incluso un caballero del noveno paso había venido una vez por el bien de esta espada pesada, tratando de dejarle ver la luz. Sin embargo, esa persona había fallado.

Desde que incluso un caballero del noveno paso había fallado en dejar a esta espada divina despertar, quién estaría dispuesto a ir al escenario a tomarla.

La agonía en los ojos de Ye Weiyang se volvió incluso más fuerte, y con un indistinguible suspiro, lentamente colocó su mano en la caja de madera, “Mis disculpas. Debido a Weiyang, todos fueron puestos en humor lúgubre. Sin embargo, creo que un día, encontrará a su nuevo propietario. Las subastas por hoy terminan, así que Weiyang desea darles a todos los distinguidos clientes…”

“Espera.” Justo en ese momento, una clara y brillante voz podía ser escuchada de alguien que lentamente se levantó de su fila.

“Dama Weiyang, ¿es posible pedirle el nombre de esta espada divina?”

Ye Weiyang negó con su cabeza, “Lo siento, querido honorable cliente. Mi abuelo dijo que al menos que esta espada divina fuera a ver la luz otra vez, su nombre de aquellos días no podía ser revelado.” Ella podía decir desde su voz que esta persona era muy joven, y solo consideraba que estaba curioso acerca de esta espada divina.

Feng Ling’er ya giró su cabeza, preparándose para retirar esta misteriosa espada pesada, y todos los clientes participando también hicieron sus preparaciones para irse.

Los únicos que no se movieron fueron los miembros del 21er Escuadrón Caza Demonios de grado general, debido a que el único que se levantó y liberó la pregunta fue su capitán, Long Haochen.

“Le daré una prueba.” La brillante y clara voz de Long Haochen fue escuchada una vez más en toda la sala de subastas.

Toda la audiencia cayó en silencio por un segundo, e inmediatamente después, ruidos siguieron y toda la atención fue enfocada en Long Haochen.

La más recurrente reacción en el escenario fueron las palabras, ¡Que exagerada opinión de sus propias habilidades!

            Ye Weiyang inmediatamente reveló una mirada asombrada cuando vio al joven enmascarado, pero debido a la costumbre, ocultó su propia reacción muy bien, forzando una sonrisa en su cara, “Desde que las cosas son de este modo, por favor aproxímese, honorable cliente. Sin embargo, ¿puede mostrarme una prueba de su atributo de luz?”

“Puedo.” Long Haochen dijo con una voz calmada, “Cierra tus ojos.”

Estas últimas palabras fueron para sus compares, e inmediatamente después, un resplandor de luz abruptamente salió desde la espalda de Long Haochen. Justo en ese instante, todo el salón de subasta brillo claramente, y un alarmante clamor casi abrumó a todo el lugar.

El brillo instantáneo de luz dorada fue realmente deslumbrante, barriendo con una intensa aura de luz sobre este anteriormente oscuro escenario. Pero debido al excesivo brillo de esta luz, muchos de aquellos sentado en las filas atrás fueron cegados por algún momento.

Afortunadamente, la luz dorada fue solo extendida en un destello, y casi nadie vio desde donde la luz dorada fue emitida.

Ye Weiyang y Feng Ling’er no vieron tampoco, en el instante que esa luz resplandeciente fue liberada, ellos inconscientemente cerraron sus ojos, y solo los miembros del 21er Escuadrón Caza Demonios de grado general de Long Haochen sintieron que Long Haochen liberó sus alas espirituales.

Incluso bajo la iluminación del sol, las cuatro alas de Long Haochen emitirían una deslumbrante luz dorada, para no hablar de un lugar oscuro. Esta era la razón por la que Long Haochen les dijo a sus compañeros que cerraran sus ojos. Mientras tanto, aquellos que cuestionaron su habilidad instantáneamente se callaron.

Los ojos de Ye Weiyang mostraron una gran sorpresa, y fue absolutamente asombrada.

Su atributo personal era también luz, y debido a esto, su entendimiento del elemento luz era mucho más profundo. Pero justo ahora, ella claramente sintió que esta intensa luz fue liberada por Long Haochen.

Aunque ella no vio la brillante luz dorada que Long Haochen había liberado, ella determinó que este era un Caballero del Templo del séptimo paso, que muy posiblemente usó cuerpo brillante para producir semejante condensación de energía espiritual elemental de luz.

Cierto, en este momento, solo usó Cuerpo Brillante, pero de su voz, este todavía era un joven y nada más. Dada su edad, ¿podía realmente ya haber alcanzado el séptimo paso? Eso era imposible; podía haber cambiado su propia voz, para ocultar su edad.

Mientras Long Haochen estaba caminando lentamente hacia la plataforma de subastas, aquellos clientes que ya estaban preparados para irse detuvieron sus pasos, todavía recuperándose de la visión de la luz liberada por las cuatro alas de Long Haochen.

Caminando lentamente hacia la plataforma de subasta, la apariencia de Long Haochen se volvió más condensada. Cuando vio la ya cercana caja de madera, preguntó, “¿Puedo comenzar?”

Ye Weiyang inconscientemente preguntó, “¿Puedo preguntar tu edad?”

[1] En realidad, es su tatarabuelo, pero aún lo llama abuelo.