Con esto el cap. de hoy y para mañana un cap. nuevo.

Nos vemos mañana y que disfruten la lectura.


 

“¡Lo ha logrado!” El anciano discapacitado gritó, en una grata sorpresa. Su [Cuerpo Brillante] estaba gradualmente volviendo a la normalidad mientras el brilló de las luces que llenaban toda la caverna desaparecían en consecuencia.

La frente del anciano ya estaba llena de sudor; claramente, soportar esta enorme formación mágica de transporte era una gran carga para él.

Escuchando sobre la situación, Ye Hua corrió junto con el anciano al centro de la cueva.

Mientras la brillante luz se más débil, la figura de Long Hao Chen gradualmente apareció ante ellos. Excepto por el hecho de que cara estaba algo pálida, no había algún otro cambio en él.

Mientras su alma regresaba, Long Hao Chen se sintió completamente vacío, dentro igual que afuera. Casi toda su energía espiritual interna había sido consumida, haciendo que la rotación de su originalmente lente energía espiritual, casi se estancara, junto con un importante oscurecimiento de la luz emitida por su Santa Estufa Espiritual. Afortunadamente, como un caballero, todavía tenia su energía espiritual externa. Aunque sentía vacío desde sus adentros, aún no afectaba sus movimientos ordinarios.

Subconscientemente, la visión de Long Hao Chen se desplazó hacia la presencia que estaba en frente de su cuerpo. El hecho de que forzara tanta fuerza mental y física, era precisamente por lo mismo que vino un mes atrás a la Montaña Sagrada de los Caballeros, ¿no era esto solo por su bien?

Sin embargo, cuando Long Hao Chen vio el compañero con el que había concluido el contrato de iguales frente a él, fue inmediatamente sorprendido; el cercano Ye Hua y el anciano estaba igualmente sorprendidos.

La razón por la que ellos parecían tan pasmados no era porque el compañero de Long Hao Chen parecía una bestia mágica demasiado formidable, en realdad fue que…

Era un lagarto, un poco más de un metro de alto, con una capa de escamas negras cubriendo su piel. Aquellas escamas formaban una forma exótica algo parecida a un trapecio. Dos arcos eran formados desde ambos lugares y se conectaban juntos, formando una figura final bastante similar a la de un escudo torre* como las utilizadas por los caballeros blindados pesados.

Su cabeza no se veía especial para un lagarto ordinario, su par de pequeños ojos color rojos brillaron mientras veía a Long Hao Chen, expresando una indescriptible familiaridad. Su lengua estaba sobresaliendo normalmente, pareciendo capaz de sentir el sabor debajo de los pies de Long Hao Chen.

Si era solo eso, Long Hao Chen no podía se vería tan apagado, el hecho era que estaba a lo mejor a un segundo paso de un Lagarto Earthfire que demasiado ideal para él. Sin embargo, en el cuerpo de este lagarto, habían docenas de cicatrices cruzadas, su sangre estaba toda fluyendo alrededor, un gran bulto podía verse en su cuello, deformándose hacia arriba; este bulto era casi tan gruesa como su cuello. Usando la palabra ‘repugnante’ para describir las cicatrices en su  cuerpo sería casi hacer un cumplido.

Long Hao Chen no espero en absoluto que todas aquellas dificultades que tuvo que pasar para finalmente lograr convocar a su compañero daría lugar a convocar a una criatura aparentemente discapacitada. Adicionalmente, era una mala mutación de un Lagarto Earthfire de segundo paso. Desde el tiempo en que Long Hao Chen comenzó a cultivarse, todo iba sin problemas hasta ahora; este era el primer golpe que nunca había recibido.

“Woo woo-” El Lagarto Earthfire parecía disfrutar el olor de Long Hao Chen: estaba frotándose contra su cuerpo, mostrando unos íntimos pequeños ojos rojos…

Una especie de sonrisa forzada apareció en la cara de Long Hao Chen: a través del pacto de  iguales, podía sentir cuan fuerte era este lagarto. Tenia un nivel de cultivación correspondiente a un segundo paso, aproximadamente.

El Rey Unicornio Starlight, ¿me ha engañado? Me dijo que por mi cuerpo del Vástago de la Luz, no estaba calificado para volverse mi compañero, pero entonces, ¿quién es al que tengo antes mis ojos en este momento? ¡Un Lagarto Earthfire de segundo paso!

Ye Hua silenciosamente caminó al lado de Long Hao Chen, halándolo desde el suelo. Sin entusiasmo dijo: “Lo que tienes que tener no es nada comparado a lo que me paso. No pudiste encontrar un compañero satisfactoriamente en la Montaña Sagrada, así que tendrás que depender de la caza de bestias mágicas para encontrar una en el futuro. Si puedes alcanzar el paso de Caballero Divino, incluso hacer a un enorme dragón ceder no será un imposible.”

Con el sonido del metal tintineando, Ye Hua sacó la espada pesada de su espalda, preparándola para lazar una poderosa tajada.

El Lagarto Earthfire parecía capaz de sentir su vida siendo amenazada, y aunque estaba cubierto en cicatrices, se escondió detrás de la espalda de Long Hao Chen, exponiendo solo su cabeza en forma de tambor, disparando miradas aterrorizadas a Ye Hua.

“¡¿Maestro, qué esta haciendo?!” Con un Dang sonando, Long Hao Chen sacó su espada y uso su mango para bloquear el corte de Ye Hua.

Ye Hua no espero eso, “Pequeño tonto, ¿no me digas que quieres mantener a ese lisiado inútil? Tienes que saber que si no es asesinado, el contrato contigo será completado, y nunca serás capaz de concluir otro contrato de iguales con alguna otra bestia mágica.”

La mirada de Long Hao Chen estaba reacia, indefenso, e incluso molesto, pero no mostro el más mínimo intento asesino.

“Maestro, ¿recuerdas la historia de tu y tu Animosa Ave de Montaña? En ese extremadamente difícil momento, lo escogió, y como resultado, lo consideraste como tu pariente más cercano. ¿No sabes que era en los últimos momentos que este pequeño individuo respondió a mi llamado? A pesar del hecho que no era poderoso en absoluto, que es discapacitado, es él único que acepto hacer un contrato conmigo a último momento.

Nosotros somos compañeros, así que quiero protegerlo, para mantenerlo a salvo, incluso si no pudo conseguir una montura genuina por el resto de mi vida. No puedo dejarlo por lo que él es. No es por miedo de ser obsesionado por una traumática experiencia. Es porque en el momento de la conclusión del acuerdo, él ya se ha convertido en mi querido pariente.

Mientras dijo eso, Long Hao Chen lentamente se agachó, gentilmente dándole palmadas a la cabeza del Lagarto Earthfire. Podía sentir que sus escamas estaban cubriendo un tipo de material similar a la seda que no se sentía gruesa en absoluto.

El Lagarto Earthfire no se movió un poco. Estaba como si se hubiera vuelto una estatua, mirando atentamente a Long Hao Chen con sus dos ojos rojos.

“No quiero alarmarte chico, no te abandonaré. Tampoco voy a exigir que pelees conmigo. Solo deseo que te conviertas en mi amigo, ¿estas bien con eso?”

El Lagarto Earthfire recobró su habilidad para moverse, y gentilmente extendió su lengua, lamiendo la mano de Long Hao Chen.

Ye Hua guardó su espada pesada y suspiró, “Niño, eres realmente amable, tus sentimientos son demasiados profundos.”

Long Hao Chen le dio a su maestro una mirada de excusa, “Maestro, créeme, me cultivare muy seriamente, así que incluso si no tengo una montura asistiéndome, no perderé contra ese Gui Wu. Maestro, mi energía espiritual interna esta cerca de extenuarse, ¿por favor puedo pedirle que me ayude a tratar las heridas del cuerpo de mi compañero?”

¿Qué podía decir Ye Hua? Simplemente asintió en silencio, “Bien.”

Usando la luz sagrada en sus manos, libero una habilidad de recuperación, mientras el anciano discapacitado, que no dijo nada hasta ahora, repentinamente le interrumpió: “Espero un momento.”

“¿Mh?” Long Hao Chen y Ye Hua voltearon hacia él al mismo tiempo.

El anciano discapacitado dijo en una voz profunda: “Si no quieres que muera, no lo traten.”

Long Hao Chen se detuvo, preguntando dudosamente: “Señor, ¿por qué?”

El viejo le dio una seria mirada, mostrando una sonrisa sincera: “Eres una buena persona, realmente una buena persona. Puedo ver en ti los estandartes de un caballero que es compasivo. Desafortunadamente, aunque eres de buen corazón, debes abandonar a ese pequeño individuo. Me temo que no lo puede llevar, por la simple razón de que posee un físico con atributo oscuro. Si usas habilidades de luz sagrada para tratarlo, solo le harás daño en su lugar.”

“¡Atributo de oscuridad!” Long Hao Chen estaba atónito.

El anciano asintió, respondiendo: “Cuando invocas a una bestia mágica a través de la formación, algunos vienen de lugares similares al abismo. Independientemente de su atributo elemental, aquellos que tienen un físico innato con el atributo oscuro. Todas las bestias mágicas de atributo oscuro, al salir de la cueva, se mueren por nuestra gran variedad de luz santa. Pero aquí, no puedes enviarlo de regreso para cancelar el contrato y ningún tipo de bestia mágica tiene modo de afectar esta formación mágica. Aunque parece extraño para mi que una bestia mágica con este tipo de físico con atributo oscuro podría ser atraída por ti, y además de estar de acuerdo contigo, no tengo otra opción que decirte que por escoger responder tu llamado, siguió el camino de su propia destrucción.”

“¿Qué-?” Long Hao Chen estaba estupefacto. Pareciendo como si ese Lagarto Earthfire hubiera entendido todo, mientras apretaba su cuerpo contra Long Hao Chen, temblaba y mostraba un par de ojos llenos de miedo.


* Es una especie de escudo gigante, alargado y casi del tamaño de una personas. Ejemplo: http://store.larprealm.com/image/cache/data/Product%20Images/Epic%20Armoury/Shields/Footman%20Tower%20Shield%20403074_1_-600×600.png
Anuncios

Un comentario sobre “El Compañero de Long Hao Chen III

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s